Los lípidos, los glúcidos y los prótidos en la alimentación




El conjunto de los alimentos que consumimos se compone únicamente de tres tipos de nutrientes: glúcidos, lípidos y prótidos.

El valor calórico de estos tres nutrientes es diferente, pero hoy sabemos de la importancia de no considerar un alimento solo por su aporte calórico; así el organismo no trata del mismo modo 100 Kcal aportadas por un trozo de pastel de chocolate, de pescado o de vinagreta.

lipidos glucidos protidos

Los Glúcidos:

Los glúcidos se dividen en dos subgrupos: azúcares lentos y azúcares rápidos.

Los azúcares rápidos son los que se encuentran en los alimentos dulces: los bombones, los pasteles,el vino, la miel, la fruta. Todos sabemos que no son amigos de los regímenes.

Los azúcares lentos están en el pan, las pastas, pero también en los legumbres como las lentejas o las alubias. Se les llama lentos porque el cuerpo los asimila mas despacio que los azúcares rápidos, que producen al poco tiempo de asimilarse una fuerte sensación de hambre. En el plano metabólico, los azúcares lentos favorecen la secreción de la insulina, con lo que incrementan la producción y el almacenamiento de grasas.

Los glúcidos no proporcionan mas que 4 Kcal/g, pero se suelen consumir en grandes cantidades antes de sentir saciedad.

Los Lípidos:

La mayoría de los candidatos a dietas o regímenes los conoce muy bien,porque son el enemigo numero uno de su línea. Con 9 Kcal/g a los lípidos también se les llama grasas.

Las grasas pueden ser de origen animal, la charcuteria contiene muchas, la carne de cordero es rica en ellas. Ciertas aves de corral y ciertos pescados son también muy grasos: el pato, la oca, el salmón, el atún.. Desde luego la mantequilla y la nata contienen mas del 80% de lípidos.

Los Prótidos o Proteínas:

Las principales fuentes de proteínas son los productos animales: la carne las contiene en suma abundancia. Ciertos alimentos están casi desprovistos de grasas,y resultan especialmente interesantes en el plan de cualquier régimen de dieta.

Son por ejemplo las partes magras de la vaca, el pavo, ciertos menudillos, el pescado blanco, las gambas, el cangrejo.. la clara de huevo es la fuente mas interesante de proteínas, y además no contiene colesterol. Con la clara se puede crear una infinidad de recetas sabrosas y saciantes.

Los cereales y las leguminosas contienen también proteínas,pero son demasiado ricos en glúcidos. Por eso no se conservan en un régimen de dieta. En todo plan de ataque los menús deben consistir en proteínas y sólo en proteínas.



Deja tu comentario
Tu Comentario